AEROPUERTOS Y TERMINALES DE PASAJEROS

Simplifica la logística interna
La gestión de los residuos, por lo general, en la etapa de concepción de los proyectos hasta el momento en pocas ocasiones se ha considerado un problema a solucionar. La gestión y recogida de residuos mediante el sistema convencional, no requiere ningún diseño especial, más allá de salas de almacenamiento temporal de los residuos mediante contenedores.
En lugares donde por su actividad se generan residuos, con mucha afluencia de público y usuarios, la gestion de los residuos es difícil de optimizar y crea verdaderas dificultades e interferencias con la propia actividad.
Se convierte especialmente en un problema para el funcionamiento y la seguridad interna de las terminales de pasajeros cuando la basura y el personal de limpieza tiene que pasar por controles de seguridad o escáneres. Mediante la central de recogida neumática, los residuos generados por los viajeros pueden ser enviados automáticamente a la central,  sin necesidad de personal.

Reducción de tráfico dentro del aeropuerto.
Mediante el sistema neumático de residuos ya no es necesario que los vehículos de recogida de residuos circulen por el interior de aeropuertos, de áreas restringidas o privadas, el transporte de los residuos se realiza mediante aspiración a través de la red de tuberías hasta la central de recogida.

Mejora la Seguridad
En Aeropuertos, en Estaciones Centrales, etc. se incrementa la seguridad. Se eliminan los contenedores y el movimiento de operarios y de residuos por las zonas restringidas y/o conflictivas.

Sin plagas, olores, ni derrames de líquidos.
El sistema de recogida neumática transporta los residuos hasta el contenedor compactador de forma hermética y segura, que suele estar en un lugar aislado, evitando la insalubridad, los malos olores, derrame de líquidos y la generación de plagas.

Mejora de la imagen de los puntos de vertido
Los sensores de lectura continúa instalados en los buzones, garantizan que la cantidad de residuos almacenados nunca alcanzará el nivel de apertura de la puerta, evitando el rebose de residuos.

Áreas comunes menos congestionadas
Los pasillos y ascensores quedan libres, especialmente importante en horas punta.

Ahorro de espacio: nuevas áreas disponibles para la actividad principal
Una instalación compacta de recogida neumática de residuos, permite eliminar la superficie destinada a cuartos para contenedores y libera espacio para ser utilizado para las actividades principales. Además, la central normalmente se ubica en el exterior y necesita muy poco espacio para ser instalada.

Mejora el aspecto de los espacios
Los contenedores y cubos son sustituidos por pequeños y elegantes buzones murales. Este cambio de mobiliario provoca espacios más diáfanos, limpios y ordenados.

Operatividad permanente, los 365 días del año
Las plantas de recogida neumática son automáticas y pueden trabajar sin supervisión durante las 24 h del día.

Cuantifica y permite visualizar la reducción de la huella ecológica
El software inteligente de URD, genera grandes cantidades de información, que permiten optimizar las ratios de recogida selectiva y los consumos energéticos, reduciendo la huella ecológica en beneficio del medio ambiente.

Mejora de los índices de reciclaje
El sistema de recogida neumática de residuos facilita a los usuarios información de como depositar los residuos en los buzones de vertido e incrementa el porcentaje de materiales reciclados, favoreciendo el reciclaje y disminuyendo el coste total de la gestión de residuos.

Reduce los costes de operación
Los resultados de pruebas han mostrado ahorros en la gestión de los residuos de entre un 30 y 50% respecto al sistema convencional de recogida manual.

Consumo de energía reducido
Gracias al software inteligente, el sistema aprende por sí mismo los hábitos de los usuarios y programará las horas de recogida de acuerdo con el comportamiento de estos y según el precio de la energía eléctrica.

Control de usuario
Mediante la instalación de dispositivos de identificación RFID en las puertas de los buzones, el sistema es capaz de controlar el uso que realizan los usuarios y permite el pago según la cantidad y tipo de residuos generados.

Seguridad para los usuarios
Los buzones se han diseñado pensando para prevenir accidentes a los usuarios, manteniendo la seguridad como el eje central de su diseño.

Seguridad para operarios y trabajadores
No existe ninguna interacción con los residuos después de ser depositados en el buzón.

No se necesita personal adicional para el mantenimiento y operación de la central
Las centrales compactas de recogida neumática, requieren muy pocos trabajos de operación y mantenimiento, trabajos pueden ser realizados por el personal de mantenimiento del propio centro.

La central no necesita espacio adicional para ser instalada
La superficie necesaria para instalar una Central compacta de recogida neumática de residuos es similar a la que ocupa un contenedor compactador convencional.

Retorno de la inversión
Debido al ahorro en el coste de operación, el aumento de subproductos reciclados para su venta y el ahorro en transporte, se genera un retorno de la inversión muy atractivo.

 

 

Más Información